Jerónimo Bosch El Bosco

Jerónimo Bosch El Bosco

Obras al óleo del pintor holandés El Bosco

Jeroen Anthoniszoon van Aeken, conocido como El Bosco o Jerónimo Bosch (Bolduque, h. 1450 – agosto de 1516) fue un pintor neerlandés.

El Bosco no fechó ninguno de sus cuadros y sólo firmó algunos. El rey Felipe II de España compró muchas de sus obras después de la muerte del pintor. Como resultado, el Museo del Prado de Madrid posee hoy en día varias de sus obras más famosas.

Nació probablemente alrededor de 1450 en Bolduque, una ciudad en el sur de lo que hoy son los Países Bajos. En 1463, cerca de 4.000 casas de la ciudad fueron destruidas por un incendio catastrófico iniciado la noche del 13 de junio, que un Bosco de doce años de edad podría haber visto y haber quedado fuertemente marcado por esas imágenes. br>

En torno a 1480 se casó con Aleyt van der Mervenne, hija de un rico burgués, lo que le facilitó el ascenso social hacia la alta burguesía urbana. Entre 1500 y 1504 parece probable que hiciera un viaje a Italia. A partir de estos años, el estilo del Bosco cambia, hacia un estilo más renacentista, con figuras monumentales situadas en espléndidos paisajes. Alcanzó gran prestigio pues constan solemnes exquias por el pintor en la capilla de su cofradia.

Técnicamente pintaba alla prima, es decir, con la primera pincelada de óleo, sin demasiados retoques ni pinceladas. Sin embargo, el análisis de cada una de sus obras demuestra que hacía un concienzudo y detallado proyecto antes de la ejecución. Prácticamente todos los personajes que representa tienen algo de caricatura. Lo que quizás primero llama la atención de su obra es su “surrealismo”. En sus obras abunda el sarcasmo, lo grotesco y una imaginería onírica.